Una Sonrisa Terrible.
Desde aquí os mantendremos informados de toda la actualidad de este grupo y de su último disco Foto-finish, disponible para su descarga gratuita aqui mismo, y en edición digipack de lujo en Discos Oldies y en Discos Amsterdam

viernes, 21 de diciembre de 2007

Una Sonrisa Terrible: Sin intermediarios




Transcripción de la entrevista para la revista EFE EME 21/12/2007

Una Sonrisa Terrible prueba la aventura de la edición en Internet, y lo hace junto a EFE EME. Una buena oportunidad de conseguir gratis el incuestionable El día uno, el cuarto álbum de esta ya veterana formación valenciana. Sus seguidores están de enhorabuena, y los que no los conozcan, ya pueden caer rendidos antes sus melodías, guitarras y estribillos.


Texto: CARLOS PÉREZ DE ZIRIZA.

Los valencianos Una Sonrisa Terrible se han cansado de lidiar con discográficas y distribuidoras para tratar de difundir en condiciones su mensaje, perfeccionado a lo largo de una década en la que han editado cuatro álbumes. El último de ellos es el rotundo El día uno. Un trabajo que, ahondando en una línea de actuación que cada vez tiene más adeptos, se han decidido a colgar directamente en la red, de forma gratuita y exclusivamente a través de EFE EME. Como ya disponían del estudio (el que regenta en Valencia su batería, el incansable Dani Cardona), ¿para qué perder el tiempo durante meses tratando de hacerse oír por una industria cada vez más perpleja y miope? Y es que su propuesta bien merece llegar a todo el mundo. Estos son Una Sonrisa Terrible sin filtros, sin cáscara, sin intermediarios. Y esto es lo que dio de sí, también sin ninguna clase de cortapisa, una conversación con Dani Cardona e Isa Terrible, batería (así como productor, claro) y vocalista respectivos de una banda que completan Raúl Tamarit (guitarra), Antonio Sanz (bajo) y, donde quiera que esté, el recientemente fallecido Edu Fort (guitarra)

¿Qué ha cambiado desde hace dos años hasta ahora? Comenzabais en Lunar Records con el álbum Promesas (05), parecíais contentos con la situación, y ahora os habéis decidido a difundir el disco a través de EFE EME y prescindir de las discográficas…
Dani Cardona: Siempre estamos contentos cuando una compañía quiere trabajar contigo. Pero Lunar ha desaparecido como sello. Nos hemos puesto en marcha para buscar otras posibilidades y no hemos encontrado nada que nos interesara o nos pareciera justo.
Isa Terrible: Y en todos los discos hemos tenido problemas de distribución, nos hemos llevado muchos disgustos al ver que en muchas tiendas a las que íbamos no estaban nuestros discos. Y editarlo así, a través de la web, es una forma de hacerlo accesible para todo el mundo.
D. C.: Siempre hemos gastado mucha energía después de grabar en buscar compañía, y ha llegado el momento de buscar nuevas fórmulas.

El disco se grabó antes del verano…
D.C: Mucho antes. Estaba masterizado antes del verano. Cuando Edu (Fort) se fue ya estaba acabado.

Con lo que la marcha de Edu no ha tenido influencia en el contenido del disco…
D.C.: No, no. El disco estaba acabado. Teníamos contactos con alguna compañía cuya oferta no cuajó, y en ese momento Edu estaba aún. El disco era como estaba y así ha seguido.

Hace un par de años, manifestabais conceptos algo distintos a la hora de calibrar las letras de vuestros temas. A Dani le parecían más pesimistas que a Isa. De hecho, os dabais cuenta de que gran parte de vuestros temas contenían en su enunciado una negación.
D.C.: Yo creo que en nuestras letras, de todas formas, siempre hay una búsqueda de la belleza. Y la sensación de belleza a veces va acompañada de dolor. No vamos buscando la negación a propósito, buscamos la belleza, lo que pasa es que muchas veces pasa por ahí y a veces no.

De cualquier forma, el disco parece más enérgico y rotundo de lo que fue su antecedente, Promesas.
D.C.: En éste hay una cosa distinta: la banda estaba mucho tiempo rodando. Ha sido el momento en que más tiempo llevábamos con esta formación. En los otros discos, siempre había novedades en la formación y eran trabajos más de estudio. Ahora, la banda estaba muy rodada y eso se nota.
I.T.: También queríamos hacer un disco más ligero, que sonase más fresco. Más directo y menos elaborado.

También habrá influido la gira que llevasteis a cabo por México el mes de noviembre del pasado año.
D.C.: Sí, la sensación de grupo también se notaba en la implicación de todos. En que has vivido un montón de cosas con las mismas cuatro personas.
I.T.: Y conviviendo, y en un país como México eso es algo como milagroso, vamos. Estar en México es algo a veces muy arriesgado.
D.C.: En nuestro caso, además, la gira de México se hizo sola. No había manager ni compañía ni nada. Surgió porque una promotora había escuchado la canción de “Diario Pop” (incluida en el anterior disco y dedicada al programa de radio de Jesús Ordovás) por Internet. Le gustó y nos propuso ir hasta allá.
I.T.: Sí, y lo que es Internet: ya empezó a abrirnos un camino en ese tipo de cosas.
D.C.: A mí me abrió la cabeza. De estar en contra, como todos estábamos, con la piratería y todas sus consecuencias, hasta decir: cuidado, yo antes de Internet no podía hacer este tipo de cosas, como irnos de gira por México. Y la idea del disco, por ejemplo. Yo antes de que existiera Internet no podía regalar mi música. Tenía que hacer copia a copia y enviarlos uno a uno, con todo el trabajo y los gastos que implica. Ahora ya no. Ahora es gratis para los grupos el regalar su música. Antes no era así. Y nuestros antecedentes con compañías de discos siempre nos han costado dinero. Para nosotros hacer esto es más barato que si lo hubiéramos editado. Y a mí me han cabreado mucho las compañías de discos independientes. Es una alternativa para no pasar por ahí. Está claro que la industria está mal, pero siempre lo pagan los mismos, lo que están en primera línea y los más débiles, como en las guerras.
I.T.: Sí, y hacerlo en EFE EME tiene su sentido porque también se han visto obligados por las circunstancias a pasarse a lo digital. Han seguido un camino paralelo.

¿Hay planes de futuro? ¿Gira o temas nuevos?
D.C.: La nueva situación nos ha llevado más a plantearnos cosas nuevas en el estudio que a meternos en una gira. Estamos grabando cosas nuevas. Lo que no significa que no vayamos a salir de gira.

En el tema “Valencia”, afirmáis con convicción aquello de “esto es Valencia, no Nueva York”. Pero, paradójicamente, me parece vuestro disco con sonido más neoyorquino. Sobre todo en temas como “Más fuerte que ayer”, que recuerda muchísimo a Pretenders.
D.C.: Pero siempre hemos sido fans de grupos de Nueva York desde el primer disco, lo que pasa es que nadie nos pillaba los guiños. En el primero ya había algún guiño a Television. Lo que no quiere decir que hayamos querido imitarlo. Nunca hemos querido ser muy evidentes. Y esa letra de ese tema, que es de Edu, quiere decir que, aunque te guste eso, las bandas de Nueva York, no quiere decir que tengas que imitarlo o hacerlo a pies juntillas. Y eso no quita valor a lo que haces.
I.T.: Yo soy muy fan de los Pretenders, así que todo lo que has oído siempre te puede salir de alguna manera, aunque hace mucho que no los escucho. Entre nuestros amigos, esa canción generó una cierta polémica, entre los que decían que sonaba a Blondie y los que decían que sonaba a Pretenders.
D.C.: Lo que pasa es que nosotros nunca hemos trabajado sobre una estética determinada, pensando en que una canción se parezca a tal o a cual grupo.

¿Cómo fue la experiencia de actuar en el homenaje a Ordovás?
D.C.: Tocamos sólo nosotros dos por limitaciones de escenario. Y fue muy emotivo, con la sensibilidad a flor de piel por el homenaje en sí a Ordovás, también porque era la primera vez que tocábamos sin Edu. Teníamos que hacer ejercicios de no escuchar la canción mientras tocábamos para no emocionarnos. La mayoría de los que estábamos allí, si hemos hecho algo en nuestra carrera ha sido en gran medida gracias a él, quien además lo ha hecho de una forma bastante desinteresada.
I.T.: Fue emocionante. El chico de Digital 21 sacó a Ana Curra de su casa, lo que ya es un logro porque no se prodiga mucho.
D.C.: Creo que la independencia siempre ha dado mucha importancia a los sellos discográficos, a militar en un sello. Yo tenía miedo a que el hecho de colgar el disco directamente en la red fuera a significar que el disco no exista. En la mayoría de revistas, si no editas en una discográfica no te hacen una crítica. Y el trabajo del disco al fin y al cabo es el mismo. Yo he hecho las mismas canciones y me ha costado lo mismo grabarlo. Y nos estamos dando cuenta de eso. Lo digo porque Ordovás nunca ha hecho distinciones entre grupos de un sello o de una maqueta, o entre grupos de sellos grandes o pequeños. Y eso no lo hace la mayoría de la gente que se dedica a esto. Y creo que hay que ser valiente y romper con la tónica general, ya que el trabajo es el mismo y las canciones son las mismas. Ya veremos cómo se recibe todo esto.
I.T.: Imagino que las discográficas nos tendrán mucho cariño (risas). A un grupo lo que le interesa es hacer sus canciones y que la gente las oiga, y poco más. Un grupo no tiene porque estar preocupándose de todos las cuestiones que rodean a la discográfica, la distribución y demás. Siempre hemos tenido que pensar en muchas cosas a las que no llegábamos: en si el disco llega a tal sitio, se distribuye en condiciones…
D.C.: Creemos que hemos dado con una idea buena, con la que ya flipábamos sólo de planteárnosla. En realidad, sacar el disco a través de una revista como EFE EME es como trabajar directamente con la prensa. Que la prensa trabaje directamente con los grupos. Un planteamiento totalmente distinto.

Una última curiosidad: ¿Cómo veis el panorama del rock ahora mismo en Valencia?
D.C.: Hay al menos cuatro o cinco discos, en algunos de los cuales yo he tenido la suerte de intervenir, y que me parecen fantásticos, como el de Han Solo, el de Emma Get Wild, el de Doctor Divago o el de Serpentina.
I.T.: Y luego están algunas propuestas muy interesantes, como los grupos que han salido triunfadores del certamen de maquetas del pub La Caverna o de la sala El Loco, como Marvin Monroe & 3 Edipian Bastards o Jackson Milicia, a los que les queda algo más de tiempo para sacar un disco.
D.C.: La música por aquí, a nivel de creadores, sigue con la misma buena salud de siempre.
I.T.: Sí, pero luego en Valencia no sé qué pasa que, no sé si por carácter o qué, siempre nos quedamos a medias, con cosas que en muchos casos se quedan recluidas a círculos minoritarios…
D.C.:
No, pero digamos que eso ya está cambiando. Están saliendo cosas interesantes. Y grupos nuevos con propuestas nuevas hay un montón, como Estrategia Lo Capto!, cuyo disco me parece una pasada.

Descargarse El día uno (con sus diez canciones y portadas) es tan fácil como pinchar en cualquiera de estos dos enlaces (ojo, los dos incluyen lo mismo, se doblan para facilitar la descarga), pulsar en “download” y esperar entre 3 y 5 minutos a que finalice la descarga. Si hay demoras, ten paciencia e inténtalo más tarde.

Puedes escuchar un avance del disco en el
Myspace de Una Sonrisa Terrible.

No hay comentarios: